• video

Conoce al tierno “cerdito peregrino”

El animal que logró escapar de una granja, en la ciudad de Zhejiang, China, sorprendió a todos al llegar hasta las puertas de un templo budista, arrodillarse y permanecer varias horas en esa posición.

El cerdo fue el centro de atención, nadie pudo perturbar su posición y concentración. Sólo se movió  cuando  llegaron al lugar los monjes a realizar sus cánticos de ofrendas.

Por ser el budismo una religión que cree en la reencarnación, muchos se animaron a denominarlo el “cerdo peregrino”. Otros incrédulos insisten que el chancho cayó en ese lugar por agotamiento. (Panamericana web)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *